3.12.14

Ena Suriñach (2): otras fuentes






na de las cosas que recuerdo de mi paso por la Universidad fue la lectura de textos irregulares, que se detenían en detalles discutibles de algún texto sobre el texto sobre el texto que debíamos leer para llegar a ser algún día licenciados en Filología Hispánica. Como hace tiempo que en la Universidad se abandonó la aspiración a la universalidad y a la unidiversidad y al verso suelto y a divertirse, no había más remedio que adquirir aquel saber inútil que bien podía ser no cuerpo de nuestros libros de texto y nuestras fuentes bibliográficas, sino unas notas a pie de página para los que no tuvieran bastante con lo esencial. Por esa razón, porque me harté de los saberes inútiles, cuando consulto algo discutible prefiero no enzarzarme en cuestionar su solidez. Y si lo hago no es a la manera filológica.
He encontrado en un par de obras de referencia musicológica dos referencias a Filomena o Ena Suriñach, una es de El mundo de la música, de donde procede la foto que ofrezco hoy y otra del Diccionario de la Zarzuela.
"SURIÑACH (FILOMENA). Soprano española, nacida en Barcelona en 1901. Fue alumna en el Real Conservatorio del Liceo de Barcelona, donde recibió el título profesional en 1916. Un año después debutó en el teatro del mismo nombre con Rigoletto, donde fue muy aplaudida por la expresión con que interpretó la protagonista, y por la flexibilidad y extensión de su voz, que emitía conforme a las reglas del arte lírico. En 1917, pasó contratada a Milán, Turín y Bolonia La favorita, La bohemia, Fausto y El trovador. Realizó una brillante excursión por Filipinas, de la que regresó con notable acrecentamiento de sus facultades artísticas. Ha cantado en los principales teatros de España y se ha dedicado también a la zarzuela llamada de "género grande" (*)
"Suriñach, Ena [Filomena]. Barcelona, +1991. Soprano. Estudió en el Conservatorio del Liceo con Muné, primero en la cuerda de contralto, aunque pronto pasó a soprano ligera, con una voz de timbre dulce y muy ágil, que alcanzaba sin esfuerzo las notas más altas. Debutó en 1918 en el teatro del Bosque de Barcelona con La traviata, triunfando desde entonces con la ópera no sólo en España sino en el extranjero, a partir de 1921, año en que inició sus giras. De regreso a España, en 1929, se decantó por la zarzuela en la compañía de Tomás Ros junto a Tana Lluró y Emilio Sagi Barba. En 1930 realizó una brillante temporada en el teatro Metropolitano de Madrid con La rosa del Azafrán, Las golondrinas, La del Soto del Parral y el estreno de La campana rota de Obradors. Se casó con el barítono Ernesto Rubio y estrenaron Campanela de Guerrero en el teatro Apolo de Valencia. A partir de la Guerra Civil desapareció de los escenarios, aunque cantó alguna vez en Barcelona, como en El Retablo de Maese Pedro de Falla en 1947
BIBLIOGRAFÍA: OCCE.
EMILIO GARCÍA CARRETERO" (**)
Saber si debutó Ena Suriñach con Rigoletto o La traviata es algo que se puede fácilmente aclarar en las hemerotecas y con paciencia. En cualquier caso debutó con Verdi y en el Bosque y si me parece más verosimil que lo hiciera con Rigoletto haciendo el papel de hija -por su edad- tampoco olvido que la Caballé hizo con 100 kilos de Traviata y tosía como una tísica de apenas 40 kilos.
Aparte de este inciso creo que es de justicia aclarar que además de acabar orientando su carrera hacia la zarzuela, probablemente ante la deshecha de los teatros después de la Guerra Civil hizo parte de su recorrido en México. No perdamos de vista que el año 1948 entró en aquel país, a través de Cuba, junto con su marido Ernesto Rubio y su hija Rosaura. También actuó, en palabras de Rosaura, en Japón.
De acuerdo con mi post anterior, sobre la greña generacional y la inquina que le ha cogido a la Generación X contra la Generación T -es un decir- tal vez en justa venganza por haberles dado un apelativo tan desgraciado, he alojado en mi blog estos días las grabaciones de la soprano catalana y todo cuanto he podido recabar sobre su carrera. Que quedó truncada por la guerra o por la postguerra, está claro. Que la podamos tener en el olvido, no. 
Ena Suriñach


(*) El mundo de la música: guía musical. Redactado y publicado bajo la dirección de K.B. Sandved asistido por numerosos colaboradores ; traducido, con ampliación de la parte española por Felipe Ximénez de Sandoval ; ampliación de la parte hispanomericana por Ceferino Palencle y Juan Manuel Puente. Madrid: Espasa-Calpe,1962)
(**) Emilio Casares Rodicio (Director y coordinador general). Diccionario de la zarzuela : España e Hispanoamérica. [Madrid] : Instituto Complutense de Ciencias Musicales, cop. 2002, vol. II


(c)SafeCreative *1412032669428